Estrella de mar, bellos animales invertebrados marinos

Estrella de mar, animales invertebrados marinos
Invertebrado marino: estrella de mar

Las estrellas de mar, también conocidas como asteroideos, son unos animales invertebrados incluidos en el filo de los equinodermos (Echinodermata) que incluye a otros animales relacionados como los erizos de mar o los pepinos de mar. La estrella de mar agrupa aproximadamente a unas 1800 especies, todas marinas y que se caracterizan por su simetría pentaradial en los individuos adultos.

Características y descripción de la estrella de mar. Desplazamiento

La estrella de mar está formada por un disco central del cual acostumbran a salir 5 brazos, aunque en algunas especies el número puede ser mayor, llegando incluso a 50 brazos.


Los asteroideos, como otros equinodermos, poseen un endoesqueleto de carbonato de calcio que les proporciona una estructura sólida y les sirve como protección. Este endoesqueleto está formado por diferentes placas unidas, conocidas como osículos, que pueden tener diferentes formas y que son útiles para la identificación de las diversas especies.

Otro de los aspectos importantes en las estrellas de mar es su sistema vascular acuífero formado por los pies ambulacrales y que tiene un papel fundamental tanto en la locomoción del animal como en su alimentación y respiración. Este sistema vascular está conectado con el exterior a través de una placa conocida como madreporita, situada en el disco de la estrella. Según las necesidades del animal, la placa puede permitir la entrada de agua que irá a parar a los canales vasculares y permitirá la realización de las diferentes funciones de nutrición.

A pesar de que la estrella de mar pueda parecer un animal invertebrado sencillo, las diferentes especies que comprende el grupo tienen sistemas mucho más evolucionados que los de otros animales marinos como los cnidarios o los poríferos. Su sistema digestivo es bastante completo, a pesar de que no tiene mucho recorrido dentro de su cuerpo. A diferencia de otros equinodermos, las estrellas de mar tienen la boca y el ano en la superficie oral de su cuerpo. Cuentan con dos estómagos, un intestino bastante corto y algunas especies son capaces de sacar al exterior uno de los estómagos para poder digerir presas más grandes de las que entrarían por su boca.

El sistema nervioso de la estrella de mar no tiene una región donde se concentran la mayoría de ganglios, sino que está distribuido por todo su cuerpo. Poseen sensores para diferentes estímulos como el tacto, la luz, la temperatura y el estado de las aguas donde habitan.

La respiración en estos animales tiene lugar principalmente en sus pies ambulacrales, donde se realiza el intercambio de oxígeno por dióxido de carbono. El oxígeno luego se distribuye por el cuerpo a través de su cavidad central y del sistema vascular.

Distribución geográfica

Las estrellas de mar tienen un sistema para mantener su balance de electrolitos que sólo les permite habitar en aguas marinas, por lo que sólo se encuentran en mares u océanos. Sin embargo, dentro de las aguas saladas se pueden encontrar en prácticamente cualquier lugar incluyendo los océanos Ártico, Antártico, Pacífico, Atlántico e Índico.

Hábitat y alimentación de la estrella de mar

Los asterioideos son capaces de desarrollar su vida en prácticamente cualquier hábitat dentro del fondo marino: desde arrecifes de coral, zonas pedregosas cercanas a la costa, pozas de marea, bosques de algas, zonas ricas en lodo o a grandes profundidades oceánicas de más de 6000 metros. Sin embargo, la mayor diversidad de especies se suele encontrar en zonas cercanas a la costa.


La estrella de mar es generalmente un invertebrado depredador que se alimentan de otros pequeños animales o microalgas. Su dieta se suele basar en la ingesta de esponjas, pequeños moluscos y gusanos marinos. Algunas especies son detrívoras y pueden alimentarse de materia orgánica en descomposición o de materia fecal.

La estrella de mar encuentran diversos depredadores en sus hábitats naturales; entre ellos, algunas especies de su propia clase, determinados gasterópodos, cangrejos, peces, gaviotas y nutrias marinas. Para protegerse cuentan con saponinas en su parte exterior, que tienen un sabor muy desagradable. Además tienen su esqueleto con placas duras y espinas, incluso ciertas estrella marinas producen toxinas.

Reproducción de las estrellas de mar

Las estrellas de mar se reproducen principalmente mediante reproducción sexual. En la mayoría de casos presentan separación de sexos, aunque son difícilmente distinguibles a simple vista. Cada uno de los brazos de la estrella contiene dos gónadas capaces de liberar gametos a través de unas aberturas conocidas como gonoductos.

En la mayoría de especies hay fecundación externa, aunque ciertas especies pueden fecundar internamente. Después de la unión de las células sexuales se forma un embrión que pasará por diversas fases larvarias, normalmente de vida libre, antes de dar lugar al individuo adulto. Algunas especies esconden sus huevos entre las rocas mientras que otras los mantienen pegados a su cuerpo.

Un grupo de estrellas de mar son capaces de reproducirse asexualmente a través de la escisión de su disco central. Muchas son capaces de generar un individuo entero tan sólo contando con un brazo y parte del disco; sin embargo, esta división suele venir acompañada por una debilidad en la estructura corporal del animal, por lo que lo habitual es que sólo tenga lugar ante ataques de depredadores.

Datos adicionales. Curiosidades

  • Existe cierto mito sobre la estrella de mar venenosa. Efectivamente hay especies que puede emitir toxinas para poder defenderse de sus depredadores.
  • En acuariofilia son muy cotizadas y con gran valor ornamental una vez introducidas en acuarios de arrecifes.
  • En algunos países asiáticos, como es le caso de China, consideran a la estrella de mar como un manjar y, como tal, suelen cocinarlas para el consumo humano.
  • Como ya manifestamos, ciertas estrellas de mar tienen capacidad de generaración, bien de forma total, originándose una nueva estrella, bien de forma parcial, principalmente por el hecho de que en sus extremidades se encuentran la mayoría de órganos vitales.
  • En la industria decorativa, también son utilizadas para la venta como hermosos objetos ornamentales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *